Nationally Recognized Heart Hospital
Dallas | Fort Worth




Find a Physician

Advanced Search
Aneurisma aórtico abdominal
 
Información básica
Un aneurisma aórtico abdominal es un área agrandada o hinchada en la zona abdominal de la aorta, vaso sanguíneo principal que transporta sangre desde el corazón.
Es importante el tratamiento de los aneurismas porque pueden estallar o romperse causando serias hemorragias internas y, si no se tratan, la muerte.
El riesgo de ruptura aumenta con el tamaño del aneurisma. Por lo general, debería considerarse el tratamiento de los aneurismas aórticos abdominales mayores de 4 centímetros y medio de diámetro. Los aneurismas más pequeños, deberían monitorearse cuidadosamente para detectar cualquier aumento de tamaño.
Un aneurisma aórtico abdominal (AAA) es el aumento de tamaño de una zona debilitada del vaso sanguíneo principal (aorta) que transporta sangre desde el corazón. Una aorta normal es de aproximadamente una pulgada o menos de diámetro, mientras que un aneurisma puede crecer hasta más de cinco pulgadas de diámetro. La presión de la sangre que fluye a través de la arteria puede hacer que el área debilitada se agrande como un globo. Los aneurismas más grandes son más propensos a estallar que los pequeños, lo que resulta en hemorragia interna que es fatal a menos que sea tratado de inmediato por un experimentado equipo médico de emergencia. Dado que los aneurismas pueden estallar o romperse, se los considera una enfermedad seria. Solamente sobrevive alrededor de la mitad de los pacientes que llegan al hospital con ruptura de AAA.

¿CUÁLES SON LOS SÍNTOMAS?

Muchas personas con AAA no tienen ningún síntoma; otras pueden experimentar uno o más de los siguientes:
  • Una sensación pulsátil y rítmica en el abdomen, similar a un latido cardíaco.
  • Dolor intenso en el abdomen o parte inferior de la espalda.
  • Dolor abdominal o de espalda súbito y agudo que puede indicar la inminente ruptura.
Una aorta normal es de 1 pulgada o menos de diámetro, pero un aneurisma puede crecer hasta más de cinco pulgadas de diámetro.
Una aorta normal es de 1 pulgada o menos de diámetro, pero un aneurisma puede crecer hasta más de cinco pulgadas de diámetro.
Una ruptura de aneurisma es potencialmente mortal y requiere atención médica inmediata.

CAUSAS Y FACTORES DE RIESGO

La causa de AAA es incierta. Algunos investigadores creen que puede asociarse con la ateroesclerosis (endurecimiento de las arterias); otros consideran que los mismos factores de riesgo que contribuyen a la ateroesclerosis, como la presión arterial alta y el cigarrillo, pueden hacer que la aorta sea más vulnerable a los aneurismas.

La población en alto riesgo abarca a:
  • Hombres mayores de 60 años;
  • Familiares de pacientes con aneurisma;
  • Personas con presión arterial alta,
  • Personas con enfermedad pulmonar obstructiva crónica (EPOC); o
  • Personas con enfermedades vasculares.
Los aneurismas también pueden ser genéticos, o en casos raros, pueden ser causados por un traumatismo, enfermedad del tejido conectivo (por ejemplo, el síndrome de Marfan), o infecciones bacterianas o fúngicas.

DIAGNÓSTICO

Los médicos sólo pueden detectar alrededor de un 10 por ciento de aneurismas aórticos abdominales durante un examen físico. Gran parte de los aneurismas aórticos abdominales se diagnostican en un examen de diagnóstico por imágenes; en realidad, la mayoría de los aneurismas se descubren cuando se hace un examen por una razón no relacionada. Los exámenes que se utilizan para detectar aneurismas aórticos pueden incluir:
  • Ecografía abdominal (ultrasonido) - Es el examen más usado para diagnosticar aneurismas. Este examen dura aproximadamente unos 30 minutos, es ampliamente accesible, y puede detectar la mayoría de los aneurismas.
  • Exploraciones de tomografía computada (TC); o
  • Imágenes por resonancia magnética (IRM).
OPCIONES DE TRATAMIENTO

Los aneurismas que son más pequeños de dos pulgadas de diámetro y no provocan síntomas pueden monitorearse con regularidad (aproximadamente cada seis meses) por medio de ecografía o tomografía computada, práctica que se denomina "observación". Las personas con aneurismas pequeños y presión arterial alta pueden recibir medicación para disminuir la presión arterial, lo que puede reducir el riesgo de crecimiento o ruptura del aneurisma.

Reparación abierta del aneurisma. Se puede recomendar la reparación quirúrgica a aquellos pacientes cuyos aneurismas provoquen síntomas o sean más grandes que dos pulgadas. La operación implica la abertura del abdomen y el reemplazo de la zona debilitada de la aorta con un injerto sintético. Este procedimiento puede necesitar una internación de cinco a 10 días y puede llevar de dos a tres meses de recuperación.

Reparación con injerto endovascular. Procedimiento mínimamente invasivo, la reparación con injerto-stent endovascular permite al médico implantar un injerto sintético (injerto-stent o endoinjerto) sostenido por metal en la aorta. El injerto sintético es colocado en la aorta utilizando un catéter que se inserta a través de una pequeña incisión en la ingle. El injerto-stent permite que la sangre circule a través de la aorta sin poner presión en la pared dañada del aneurisma. Luego de un injerto-stent endovascular, el aneurisma puede finalmente disminuir en tamaño con el paso del tiempo.

Copyright © NorthPoint Domain, Inc. All rights reserved.
This material cannot be reproduced in digital or printed form without the express consent of NorthPoint Domain, Inc. Unauthorized copying or distribution of NorthPoint Domain's Content is an infringement of the copyright holder's rights.
Developed and Hosted by NorthPoint Domain
┬ęCopyright 2017. NorthPoint Domain Inc. All Rights Reserved

Warning

Your Session will expire in 5 minutes

Please click the "Continue Session" button below to continue using the website. To end your session please click the "End Session" button below. After 5 minutes of inactivity your session will be terminated and you will be required to log in again.